Jovenes Rios de Bendicion

Sumergidos en el Rio de Dios

Evitemos la Pornografía

La pornografía es una trampa mortal que debemos evitar.

 

1 Tesalonicenses 5:22: “Eviten toda clase de mal” (NVI)

 

¿Qué tienen en común una novela romántica, una revista de deportes, y algunas películas para mayores de edad?

Cada una tiene el potencial de empujarte a dar los primeros pasos a la adicción a la pornografía.

Quienes leen una candente escena romántica, o compran el ejemplar de la revista de deportes con las mujeres en trajes de baño, o se sientan a ver en la televisión al actor que seduce a la heroína, por lo general no piensan que son presa de la pornografía. Pero, según la definición técnica de pornografía, eso es lo que hace precisamente.


1. ¿Por qué preocuparse de la pornografía?

  •          Debemos evitar todas las formas de pornografía porque su naturaleza apela a nuestras pasiones. Su poder es sutil y puede dominar a las personas sin que ellas noten lo que sucede.
  •          Generalmente la pornografía es una indulgencia privada, pero sus consecuencias tienen resonancia pública. El articulo de David Argue, “La pornografía: un ataque del enemigo”, provee algunas notas reveladoras acerca de la progresión del problema. (Más adelante se publicara en este sitio).
  •          Es sabio que te preguntes: ¿Por qué me siento atraído a leer o ver este tipo de material? Si tu sincera respuesta es que este material despierta en ti pensamientos impuros, será mejor que camines en dirección contraria.


2.        ¿Qué puedo hacer para evitarla?

  •          La mejor opción en nunca dejarse llevar por ningún tipo de pornografía. Esto es difícil si consideramos la sociedad en la que vivimos. Pero con la fortaleza que Dios provee, tú puedes resistir y alejarte de la tentación.  
  •          Si has cedido a la tentación y la pornografía es parte de tu vida, todavía puedes ser libre. Primero debes reconocer que tienen un problema, debes confesar tu pecado a Dios y debes buscar la ayuda de alguien a quien puedas rendir cuentas. Al principio, tal vez, te sentirás incomodo, pero es el precio a la libertad perdurable. 
Algunos cristianos creen que tienen suficiente fortaleza como para permitir en su vida un grado menor de pornografía y se engañan ellos mismos. No le creas a Satanás. Dios tiene algo mucho mejor reservado para ti. 

 

 

febrero 3, 2009 - Posted by | Articulos | , , , , , , ,

1 comentario »

  1. son hermosos los concejos que escribieron pero quiciera unos de como poder vivir sin caer en el pecado de fornicacion y agradarle a Dios conforme el quiere

    Comentario por claus | septiembre 10, 2009 | Responder


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: